AFORTUNADOS

Misceláneo Nacional Opinión

Curicó (Redacción Curicó Albirrojo) – Somos afortunados. Los vimos cómo se sacaron la cresta. Defendieron los tres tubos del Curi a morir. Sintieron los colores, se transformaron en referentes, fueron campeones, nos respetaron. Nos dieron todo, ¿qué más les podemos pedir? Que se retiren acá, quizás. Algún día, cuando llegue el momento.

Los vimos sufrir el 2016 cuando no pudimos subir en ese traumante 2 a 2 con Iberia. Porque sentían nuestras lágrimas, sentían nuestra pena. Habíamos sido el mejor equipo del torneo, sobre todo en esa segunda rueda. Sacamos más puntos incluso que el campeón Temuco, y en gran parte se la debimos a ellos dos.

Arquerazos. Porterazos. Referentes, y hasta ídolos. Respetuosos, simpáticos, siempre trabajando fuerte, pero silenciosos. En la cancha ultra enfocados, siempre pendientes de lo que sucedía más adelante. Dando instrucciones y llevándose los aplausos de la parcialidad curicana que los acompañó desde Arica a Puerto Montt. En la B o en Primera, incluso en Tercera, en el caso del Santa.

Crecieron como jugadores y personas y nos vieron crecer como club. Atajaron penales, pelotas de útimo minuto, y ganaron partidos solitos. Sí, so-li-tos.

Santelices nos hizo soñar volando por los aires con esa tapada a Iberia en 2016, en el arco norte de La Granja. Deschamps se llevó los aplausos con la posibilidad de ganar en Rancagua a O’Higgins por primera vez.

Afortunados los que vimos jugar al Chuleta en el arco tantos años. Pero gloriosos también los que sabíamos que, si el Santa no estaba en su mejor momento, Deschamps podría reemplazarlo de gran manera, y vice versa.

Somos afortunados, pues pertenecemos la generación que vio en el Curi a dos de los mejores porteros que han pasado por la institución en toda su historia, al mismo tiempo. Que vayan y defiendan otros colores como los merecen, y no olviden que son de casa. Merecen todo el éxito del mundo, pues nos dieron todo. No les podemos pedir más. Hasta pronto, guerreros albirrojos. Los esperamos en casa.