Cuidado con los lujitos y el dinero, pues al frente se pueden enfrentar con la peor pesadilla para su soberbia: la humildad y el amor por la camiseta de Curicó Unido.
Curicó (Sergio Coilla / Curicó Albirrojo) – Hasta 2009 Colo Colo (junto a Everton y Palestino) era uno de los tres equipos profesionales a los que Curicó Unido jamás había enfrentado en un partido oficial. Era un desconocido para todos ellos. Hoy, a casi diez años, esa característica es sumamente distinta, y los de la Banda Sangre ya han sabido incluso de goleadas a los tres antes mencionados.
 
Se viene un partido de aquellos que pueden quedar en la memoria del hincha curicano. Así como los de 2009 o 2010, Curicó Unido volverá a enfrentar al famoso Colo Colo. A ese equipo que ganó una Copa Libertadores, aquel que goza de tener grandes figuras, y que tiene dinero de sobra para gastar en refuerzos. Pero al frente, Blanco & Negro SA no sabe a quién tendrá.
 
Quizás la Albirroja jamás ha disputado un partido ante más de 40.000 personas en toda su historia. Quizás nunca ha tenido todas las miradas del mundo del fútbol nacional como será este domingo. Sumado a todo esto, he leído muchos comentarios dedicados al “equipo culiao penca”, “equipo de la B”, “equipo que juega más mal que la chucha”. Cuidado, que las diferencias económicas y de plantel se quedarán fuera de la cancha.
 
Y si no me creen, pregúntenle al todopoderoso PSG, que hoy perdió ante el recién ascendido Racing de Estraburgo.
 
Se trata del Curi. Ese que para muchos es un simple equipito que pelea por no descender, y que no tiene nada que hacer allá. Pero cuidado, que en su soberbia se pueden encontrar con una de las pocas corporaciones de fútbol del balonpié criollo.
 
Mucho cuidado con el Gigante del Mataquito, el único elenco de la región del Maule que está en Primera División y que se irá a jugar sus cartas a Pedreros.
 
David contra Goliat. Es con ese pasaje de la Biblia con el cual todos soñamos. Porque hemos sufrido tanto, tanto, tanto, que una victoria sería como celebrar un nuevo título. Más fantástico que ascender en El Salvador o cantar “Son de la B” en Talca. Pero espero que los chicos que representen a David corran hacia Goliat. Saquen de su bolso su mejor arma, el amor por la camiseta, la pongan en sus pies, y la lancen contra Goliat con toda su fuerza. ¡Que las ganas lleguen a él y lo derroten! Para así, posteriormente, lograr ganar la batalla y por qué no festejar en el mismo Estadio Monumental la histórica permanencia en Primera con la que todos soñamos.
 
Cuidado, que este domingo muchos corazones podrían dejar de latir. Mucho cuidado, que 1.000 albirrojos volverán al sector Magallanes. Tengan mucho cuidado, que desde la desconocida ciudad de Curicó quieren alcanzar el mayor éxito en sus 44 años de vida: la salvación.
¡Comparte!Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInShare on TumblrDigg thisShare on StumbleUponBuffer this pageShare on RedditPin on PinterestFlattr the authorEmail this to someone